Por qué odio a los poetas (Miguel Ángel Lizaranzu)

Salí de casa

Dentro de mi acordeón habitual,

Me sentí injuriado y ridículo,

Solo respire un ratito a vuestro lado. Y los sarpullidos fueron legión y

Mi cuello una balada roja.

Porqué odio a los poetas, uno:

Porque a excepción de unos cuantos,

Somos todos unos pobres gilipollas.

El equipo A ha pasado hoy por mi puerta,

Dicen que preguntaron por mí,

Yo no estaba, como siempre,

y Murdock se cascó una paja en mi maceta.

Porqué odio a los poetas, dos:

Porque entre pedantes y gente que

Se piensa importante y profunda,

Me da la risa tonta del genocidio.

En el trabajo todo eran ansiolíticos,

Cerveza verde y detritus,

El hombre no está hecho para trabajar,

Tiene derecho a la milonga y a nada más.

Porqué odio a los poetas, tres:

Porque si su verdadero compromiso es

Escribir bien, se dedican a otros menesteres

Que me dan mucho asco.

Final del odio.

5 respuesta a “Por qué odio a los poetas (Miguel Ángel Lizaranzu)”

  1. Me gustó y me confundió un poco la estructura de las frases. Ricardo Ariza, el poeta mexicano tiene un poema en el que dice que le dan asco los poetas porque se ponen sobre una mesa, se abren el viente y muestran sus órganos.

  2. Y el miedo, el miedo a tener que vivir de algo. Sobre todo eso: “La ética de la crueldad”, de José Ovejero, ensayo tremendo sobre lo que él considera que debería ser la literatura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *